IVA trasladado: qué es y cómo funciona | Infoautónomos México

Obligaciones fiscales

IVA trasladado: qué es y cómo funciona

El IVA, Impuesto sobre el Valor Agregado, es un impuesto que grava el valor agregado de un producto o servicio en las distintas etapas de su producción. Es decir, es una carga fiscal que se aplica al consumo de un bien o servicio. Al mismo tiempo, este se divide en dos subcategorías, el IVA Trasladado y el Acreditable.

El primero es aquel que se recibe en el proceso de la operación de venta de un producto o servicio después de haber sido transferido al consumidor. El segundo es aquel que es transferido al consumidor final, el cual pagará como parte del precio final de su producto o servicio.

En el caso de este artículo, vamos a tratar el tema del IVA Trasladado, qué es, cómo funciona, cuál es su tasa y quiénes están obligados a pagar IVA.

Artículo actualizado el y escrito por Infoautónomos

IVA trasladado: qué es y cómo funciona

¿Qué es el IVA trasladado?

IVA trasladado es aquel que cobramos a nuestros clientes. Es un traslado impositivo a quienes compran aquello que nosotros producimos. Se traslada al facturar y debe aparecer en todo comprobante fiscal de pago, donde se desglosa el precio y el IVA que se paga sobre él.

El IVA es un gravamen al consumidor, es decir, que aquel que lo causa y paga es el cliente final de los bienes y servicios gravados bajo dicho impuesto. Su principal característica es que no recae de forma directa en los ingresos del contribuyente, sino que afecta el coste de un servicio, producto o mercancía.

Por lo que podemos decir que el IVA es un impuesto indirecto, ya que el contribuyente que general el bien de consumo no lo paga, sino que lo traslada hasta que llega al consumidor final.

¿Cómo se divide el IVA trasladado?

El IVA trasladado se divide en dos:

  • IVA trasladado o cobrado

Es aquel que se ha cobrado por ingresos percibidos. Se carga por devoluciones o descuentos que se brindan sobre las ventas de contado y por el importe para su cancelación al final del mes para determinar el IVA a cargo o a favor.

Se abona por el IVA efectivamente cobrado que proviene de los ingresos (IVA cobrado a clientes) y por el traslado del impuesto que procede del IVA por trasladar (cuando se percibe el IVA de las ventas a crédito).

  • IVA por trasladar o pendiente por trasladar

Aquel que todavía no se ha recibido puesto que la venta fue realizada a crédito. Se carga por el impuesto de las devoluciones y descuentos efectuadas a los clientes sobre las ventas o servicios a crédito y para traspasar el IVA que se haya percibido con abono a la cuenta de IVA trasladado (cuando los clientes paguen su adeudo).

Se abona por el importe de IVA que aún no se ha saldado proveniente de los ingresos, ventas o servicios a crédito.

¿Cómo funciona el IVA traslado?

El IVA trasladado lo cobran las personas físicas, autónomos, y morales con la realización de las facturas por los bienes o servicios que prestan a los clientes. Además, posteriormente, este IVA que recaudan, será pagado a la Secretaría de Hacienda.

En la práctica es complicado que las autoridades fiscales recauden este impuesto a cada uno de los contribuyentes, es por ello que se estableció un esquema en el cual los productos, bienes y servicios son grabados. Es decir, se les aplica un impuesto, por ello al precio base o real se le suma el importe del IVA.

Posteriormente se deben hacer las correspondientes declaraciones de impuestos, para establecer el esquema de recaudación y con ello abonar el IVA trasladado.

¿Cuándo se causa el impuesto?

Los contribuyentes causarán el IVA en el instante en que se cobren las contraprestaciones de forma efectiva ya sea en efectivo, bienes o servicios y aún cuando aquellas correspondan a anticipos, depósitos o cualquier otro concepto; sin importar el nombre que se les asigne, o bien, cuando el interés del acreedor quede satisfecho a través de cualquier forma de extinción de las obligaciones que den lugar a las contraprestaciones.

¿Cuáles son las tasas para el cálculo del IVA trasladado?

En México existen dos tasas diferentes de cobro de IVA:

  • IVA del 8%: es aquel que se cobra en la frontera con el objetivo de que los costos de los productos, bienes y servicios sean más competitivos en comparación a Estados Unidos, puesto que en él no existe este tipo de impuesto indirecto.
  • Iva del 16%: el cual se aplica en el resto del país, en la mayoría de sectores de producción y comercialización, a excepción de la tasa del 0% que se aplica a ciertos productos y actividades.

Así, la tasa del 16% de IVA grava las actividades:

  • De enajenación de bienes.
  • De prestación de servicios independientes.
  • Otorguen en uso o goce temporal de bienes.
  • De importación de bienes o servicios.

En cuanto a la tasa del 0% de IVA, se aplica en la enajenación de:

  • Animales y vegetales.
  • Medicinas de patente.
  • Hielo y agua no gaseosa ni compuesta.
  • Ixtle, palma y lechuguilla.
  • Caviar, salmón ahumado y angulas.
  • Saborizantes, microencapsulados y aditivos alimentarios.
  • Jarabes o concentrados para preparar refrescos.
  • Chicles o gomas de mascar.
  • Hielo y agua no gaseosa ni compuesta.
  • Tractores para accionar implementos agrícolas.
  • Fertilizantes, plaguicidas, herbicidas y fungicidas.
  • Invernaderos hiropónicos y equipos integrados.
  • Oro, joyería, orfebrería, piezas artísticas u ornamentales y lingotes.
  • Libros, periódicos y revistas.

La tasa del IVA del 0% se aplica en la prestación de servicios independientes:

  • Directamente a los agricultores y ganaderos.
  • De molienda o trituración de maíz o de trigo.
  • De pasteurización de leche.
  • En invernaderos hidropónicos.
  • Despepite de algodón en rama.
  • Sacrificio de ganado y aves de corral.
  • Reaseguro.
  • Suministro de agua para uso doméstico.

¿Qué contribuyentes están obligados a pagar el IVA?

Aquellos contribuyentes que se ubiquen dentro de alguno de los siguientes supuestos, estarán obligados a realizar la retención del impuesto trasladado:

Así como emprendedores persona física debemos tomar en cuenta que debemos de disponer de ciertos controles para el cálculo, entero y pago del impuesto a las autoridades fiscales.

Recuerda que el IVA se traslada cuando facturas a tus clientes y se acredita cuando compras bienes o servicios a tu proveedor de confianza. Por ello, es muy importante contar con controles para identificar el IVA por la venta y compra de bienes, productos o servicios de acuerdo al funcionamiento de tu negocio.

¿Qué otros temas te gustaría saber sobre el IVA trasladado? Infoautónomos es un espacio de comunidad para trabajadores independientes, autónomos, donde encontrarás información de tu interés. Tú ya eres infoautónomo. Comparte el enlace de esta información a quien creas que pueda interesar.

Infoautónomos